martes, 7 de julio de 2009

Cal y arena

Así es la vida. Te va premiando y castigando sin entender muy bien los criterios que sigue para que merezcas una u otra cosa.

Llevo dos meses de auténtica locura.

En mayo, le hicieron el trasplante de médula ósea a mi padre como final de tratamiento de su linfoma.

Durante los días siguientes al trasplante, mi padre se encontraba aislado, sin defensas, sin plaquetas, con poca energía pero con muchas ganas de vivir.

Entre tanto, yo entro en unas listas de funcionaria interina para trabajar en la parte de Meteorología con una puntuación aceptable.

A las dos semanas de estar mi padre aislado, salen unas nuevas listas en las que nos convocan para hacer el curso selectivo para formarnos para el puesto de Observador.

Qué alegría, por fin algo salía bien! No tardé nada en ir al Hospital a contárselo a mis padres. Ya era hora de una buena noticia en casa! y por supuesto que se alegraron muchísimo.

Leo la "valoración definitiva de aspirantes en fase concurso"... Cual es mi sorpresa... me tengo que ir un mes a Santander a hacer el curso selectivo y en menos de una semana.
Bufff!!! justo ahora. menuda situación!. Cómo me voy a ir a Santander un mes, con mis padres aislados en el Hospital... no hubo lugar a dudas... un rotundo "vete a Santander, que nosotros
estaremos bien y acompañados por la familia" .

Así que, el 27 de mayo, con mi maleta cargada de ropa y unas cuantas cosas más, nos fuimos Dani (mi pareja) y yo rumbo a Santander.
Dani se volvió y me quedé allí sola en un apart-hotel en el centro de Santander.

Los primeros días fueron duros.

A los dos días de estar allí, me noté un bultito en la axila derecha (los ganglios centinela me los quitaron de la izquierda). Era muy pequiñito pero perfectamente definido. NO ME LO PODÍA CREER!!! pero esto qué es??.
Sola, sin conocer a nadie, con mi padre en el Hospital, empezando un curso muy importante y con un bulto en la axila!!! y ahora qué puedo hacer?.
Llena de nervios y desconcertada, me voy de Urgencias a la Residencia de Santander.
A la ginecóloga sólo le pude decir "hola, vengo porque...." lo siguiente fue llorar y llorar y no parar.
Me pidió tumbarme en la camilla, me exploró y me dijo que no le diese importancia pues todo apuntaba a que era un pelo enquistado interno.
Hablé con un amigo de mi tía que es oncólogo y me recomendó tomarme un ibuprofeno suave durante unos días. Lo hice y el bulto desapareció. Buuuffff!!.

Aparte de todo esto, a los pocos días de estar yo allí, a mi padre lo llevaron a la UCI. Dormía mucho por la toxicidad que tenía y los riñones no le funcionaban bien por lo que necesitaba diálisis continua.

Algo más??.

Mientras tando, todos los días iba a clase por la mañana y estudiaba por las tardes.
Desde la primera clase, me quedé prendada de la profesión. Cómo me gusta! yo quiero trabajar de esto!.
El ambiente con los compañeros era de lo mejor. Entre clase y clase, nos echábamos unas risas. Y falta nos hacía porque teníamos 6 horas diarias de apuntes y más apuntes.
Y la verdad, con todo lo que yo tenía a mis espaldas, me ayudó mucho el ambiente tan agradable y la gente tan maja que había.

El 26 de junio, hicimos el examen selectivo. Era tipo test y con preguntas trampa pero íbamos preparados. Habíamos estudiado un montón. Yo... más que en toda mi vida (había ido a por todas!).

Ese mismo día volví para Coruña, muy contenta. Después de un mes, volveré a ver a mis padres, a Dani, a mi perro Paquito,... a todo el mundo! y mi casa!.
Tan pronto llegué, me fui directa al Hospital pues a mi padre lo habían subido de la UCI a planta ese mismo día.

Cuando entré en la habitación estaban con él mi madre y mi abuela. Se le veía débil y cansado de la diálisis pero cuando me vió, juntó fuerzas para sonreir y preguntarme "qué tal todo?".
A los dos días, volvieron a bajarlo para la UCI. No le funcionaban los riñones, retenía muchos líquidos por mal funcionamiento del hígado y las plaquetas las tenía muy bajas.

Estuvo una semana más en la UCI pasándolo mal porque era totalmente consciente y las horas en la UCI se le hacían eternas. Nosotros intentábamos darle mucho ánimo y cariño en las horas de visita pero por momentos se desesperaba.

Lo subieron a planta pues estaba un poquito mejor. Qué contento estaba!. Los enfermeros venían a saludarle y a darle ánimos y él no paraba de sonreir y de decirme " Esto revitaliza".
Estaba tan agusto que esa misma noche empezó a orinar por él mismo (después de no hacerlo durante 1 mes).
Sumado a todo esto:
- Papá, hoy me han dicho que aprobé el examen del curso. Ahora nos tienen que llamar para trabajar. Estás contento?- le dije.
- Mucho.

Parecía que poco a poco todo iba mejor. Los médicos nos decían que estaba débil pero que podría recuperarse perfectamente muy poco a poco.

El 5 julio, mi padre se murió. A las 2 de la mañana. Mi madre estaba con él. Tres horas antes me había despedido de él con un besito y hasta mañana pero ya no pudo ser.

Qué puedo decir... esto es horrible, injusto y duro. Un duro golpe en mi vida. Aún que la peor parte se la llevó mi hermana. Se encontraba en Alemania (de Erasmus y en plenos examenes).
La noticia fue dura. No estaba sola (le ayudaron sus compañeros) pero estaba lejos. Se tuvo que venir cuanto antes en avión.

Ha pasado algo más de una semana y estamos que nos parece mentira.
Estamos atónitos y no nos lo explicamos.
Lo echaré de menos. Todos lo echaremos de menos, porque era una buena persona. Una excelente persona.

El 9 de julio, tuve la revisión del año (con resultados de resonancia y analítica). Acudimos mi madre, mi hermana y yo a la consulta con la oncóloga. Yo iba bastante nerviosa pero me dio todo bien. Hasta octubre no tengo que volver.

Ayer me comunicaron que empiezo a trabajar el 20 de julio en un aeropuerto. Donde yo quería y como Observadora de Meteorología, que es lo que quiero y me gusta.
Mi hermana, volvió a Alemania a hacer un examen y la mudanza para venirse para aquí. Aprobó todo el curso y vuelve este domingo.
Y en agosto estaremos todos juntos, intentando superar esta gran putada, en casa de mis padres. Siempre será la casa de mis padres.

Me hubiese gustado decirle que a mi hermana y a mi nos están saliendo bien las cosas. Para él, nuestro futuro era muy importante. No pudo ser, aún que creo que confiaba en nosotras. En ese aspecto creo que se fue muy tranquilo.






12 comentarios:

Iris de Brito dijo...

La vida te pone pruebas, a veces. Son lecciones de las que hay que aprender. Me alegra mucho que hayas podido estar con tu papá, que le hayas podido dar el beso de buenas noches. El, desde donde quiera que esté, acompañará tus pasos y los de tu hermana.
Y ahora que encontraste tu vocación, asúmela como el legado que él te dejó.
Un hermoso regalo!! Te mando un gran abrazo,
Iris

masca1 dijo...

Querida Paula,
siento muchísimo la muerte de tu padre. :-(
Un abrazo
Masca

Luisa dijo...

Paulita, muy pronto volveremos a estar juntas! no te imaginas las ganas que tengo de irme para ahí y de estar contigo y con mama!
Pero ya prontito! :) :) :)

coché dijo...

Por supuesto que la tarea de ir superando situaciones difíciles en nuestras vidas no es nada fácil, pero tengo que decirte que TÚ, las superas con matrícula de honor, sigue adelante con esa valentía de hacerle frente y luchar porque merece la pena.
Gracias por expresarnos tus sentimientos, tus emociones día a día en tu blog, y cierto que eres una fuente de inspiración para muchos/as de nosotros/as.
Te dedico estas sencillas palabras en las que me he inspirado con personitas tan humanas y especiales como tú:
ÉRASE UNA VEZ…
Una niña muy triste muy triste
Que un buen día soñó
Que era arrojada a un reino
Lleno de hadas muy especiales
Cargadas de mucha magia
Allí, la niña, asustada y llena de frio
Se percata que nada tiene que temer
Que como todo es mágico
Es aceptada con mucho cariño y amor
Su rostro está cambiando
Ya no refleja tristeza
Y como aplicada que es
La nombran HADA ESPECIAL
Porque sin darse cuenta
Ha sido muy valiosa
Ha sembrado en ese reino:
Ilusiones, recuerdos, momentos,
Fantasías, besos, brillos,
Luces, reflejos, amores,
Suspiros, risas, cosquillas,
Sueños, y torbellinos de colores
Al final del sueño todas juntas
Se convirtieron en mariposas
Danzaron una danza que
Se titula: “TORBELLINO DE COLORES"

COCHÉ

raqueliña dijo...

que forma de mezclarse lo bueno y lo malo, es como una extraña compensación...

Paula eres brutallllll¡¡¡¡¡¡¡¡ si tengo hijitas, quiero que sean como tu¡¡¡¡¡

diego dijo...

hola pauliña!!!!!
animo e un abrazo moi grande

angels blog dijo...

Hola Paula,

Lo siento muchísimo!

Teneis que seguir hacia adelante, con toda la fuerza.

Un abrazo.

Àngels.

isabel dijo...

Siento mucho la muerte de padre, os doy muchos ánimos. Que tu madre sea fuerte. Te felicito por tu trabajo, lo has conseguido en condiciones muy duras. Un abrazo muy fuerte. Bel.

Vânia dijo...

Paulita,
Tu eres una chica joven, sensible y muuuuy amada. Me impresiona tu fuerza, mismo delante de los momentos más difíciles de la existencia de una persona.
Pero tu estás aprendiendo con todo estos momentos, buenos o malos, eso todo te ayudará a conocer a ti misma.
Y recuerde que lo mayor de todo es el amor que te dejaron, ese es incondicional, y por lo tanto nunca acaba.

Estamos aquí para lo que necesites.

Super besitos!

Ana Romero dijo...

Hola Paula!
No sabes como agradezco esta posibilidad de ponerme en contacto contigo. Pensaba hacerlo por correo ordinario (tu padre me dio tu dirección el día que ingresó para el trasplate de médula) pero no conseguía reunir fuerzas. Cuando ayer te vi en el reportaje de Faro de Vigo se me abrió el cielo, pues supe al momento que eras tú. Quiero decir, la hija de mi amigo Facal, la que me enteré que tenía cáncer de mama un año despues del mío y a la que deseé, sin conocerla, lo mejor del mundo. Yo también perdí a mi madre de otro cáncer(de estómago) despues de padecer el mío y no sabes como comprendo por lo que estais pasando en casa. Solo puedo decirte que me acuerdo mucho de vosotras y de tu padre. Todos sus amigos le lloramos y le echaremos mucho de menos, y le recordamos con muchísimo cariño. Cuando le preguntaba por ti me decía que estabas estupenda, que todo iba bien, que eras muy fuerte. Ahora que conozco tu blog veo que no solo era orgullo de padre. Muchos ánimos. Seguiremos en contacto.
Ana

Paula dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Paula dijo...

Hola Ana:

Me he quedado sin palabras.
Simplemente, muchísimas... muchísimas gracias por escribirme y por todo lo que me has dicho.
Me has emocionado realmente.

Un abrazo

Paula